UA-189805586-1
 

GAIA

Una gran madre. La Gaia fue madre de cría muchos años, así que cada vez que parecía un precioso pollino o polín le tomaban a los seis meses de edad. Por suerte, aquí en la Fundación, la Gaia ha tenido dos hijos preciosos a los que va viendo, aunque ya estar emancipados.

La Gaia ya tiene 20 años; ponerse a su lado y acariciarla suavemente es toda una experiencia.

Somos pioneros en reconectar los caballos con la naturaleza.